martes, 22 de junio de 2010

Soy Leyenda

Todos los que abrazamos el fútbol soñamos con diez minutos de fama; con pisar -aunque más no sea una vez- la verde gramilla, como diría un viejo relator; con meter ese gol consagratorio; con tener "una" oportunidad.
Con los años, el sueño se va desvaneciendo. Ese sueño tiene mucha fuerza y futuro cuando rondas los 11/14 años, después de eso, se empieza a apagar y cuando tenés más años que los que se ponen una casaca para salir a la cancha, ni te cuento dónde quedo el sueño.
Sin embargo, ahí es cuando empieza otro sueño: ese que te identifica con otro soñador.
En lo personal, futbolisticamente hablando, siempre fui un rústico, quizá de ahí venga la identificación; porque, debo decirlo: y sí, es rústico, pero QUE RUSTICO PAPA!
Sólo EL tiene diez minutos y los aprovecha así, no hay otro igual. No valen los análisis sesudos cuando hablamos de EL.
Sus detractores, hoy, hablaran bien de EL, no les queda otra, igual, ya todos sabemos quienes son (LTA).
Su alegría al igual que el llanto de su hermano, son mi alegría y mi llanto; por que es así, cuando la toco de derecha: lloré, y gracias a Dios, seguiré llorando cada vez que "LA LEYENDA" rompa la red.
Tenías 10 minutos Titan, nada más que eso, y lo hiciste posible. Felicitaciones y GRACIAS. Gracias por ser TITAN y LEYENDA.
Tu puedes decir que soy un soñador,
Pero no soy el único,
Espero que algún día te nos unas,
Y el mundo vivirá como uno solo.

2 comentarios:

La otra cara del Patacón dijo...

UN CACHO DE NUESTRO POSTEO: "Ahí está Gabriel Palermo, llorando de emoción en la tribuna cuando el Titán, su hermano, pisa la cancha. Ahí está “el grupo” (como dice Maradona) festejando ese gol del goleador histórico de Boca como si fuera el que define el campeonato. Es que todos saben del esfuerzo monumental (vale la paradoja) de Palermo y lo que significa ese grito mundial. Es el aura de Palermo. Es lo que genera su espíritu. Es Palermo Hollywood: el sesgo de fábula mitológica de la vida del Titán supera la ficción yanqui. Es un gol del grupo...

Mauri dijo...

Me rindo: este tipo es lo maximo.